Pasar al contenido principal

En este blog queremos hacer un homenaje a “nuestros pacientes”, a los que llevan confiando en  nosotros más de 10 años, los que tienen ya un hueco en nuestro corazón, aquellos que han vivido buenos y malos momentos con nosotros, los que se han dejado ayudar durante tantos años y los que nos dan diariamente una lección de vida:

“que hay que ser muy valiente para levantarse cada día y trabajar duro para tener una buena calidad de vida.”

Y ahora entremos en materia….

El cerebro, la médula espinal y los nervios conforman el sistema nervioso. Cualquier fallo en este sistema nervioso tiene graves implicaciones para la salud, afectando a la movilidad de la persona, a la habilidad de hablar y a las capacidades de tragar e incluso de respirar. También pueden afectar al aprendizaje, a la memoria, a la percepción y al estado de ánimo.

Existen más de 600 enfermedades neurológicas.

 Afectan  al 16% de la población total, y el aumento de la esperanza de vida en nuestro país producirá un  incremento de la frecuencia de estas enfermedades en las próximas décadas.

Aunque las enfermedades más frecuentes son las demencias (entre las que se incluye la enfermedad de Alzheimer), el ictus, la epilepsia, la enfermedad de Parkinson, la esclerosis múltiple o la migraña; también hay que destacar  otras enfermedades neurodegenerativas y neuromusculares como la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), las distrofias musculares o las distonías.

La Fisioterapia neurológica es la rama de la Fisioterapia que se encarga del tratamiento especializado de las lesiones del Sistema Nervioso. Pueden afectar al movimiento, equilibrio y coordinación, además de alteraciones del tono muscular, espasmos, temblores, sensaciones disminuidas, entre otras. Así, el tratamiento en Fisioterapia neurológica irá encaminado a la mejora de estas funciones alteradas  y a conseguir  la mayor autonomía en las actividades de la vida diaria.


Objetivos

Paciente con fisioterapeuta

Cada enfermedad es diferente, cursa con síntomas diferentes, está en diferentes personas, por lo que  primero que debemos hacer es una valoración del paciente, con la máxima información que podamos recabar. Esta evaluación nos ayudara a plantear unos objetivos para cada paciente, que podremos ir modificando con el paso del tiempo. Nuestra terapia irá encaminada a:

  • Restablecer los movimientos perdidos como consecuencia de la enfermedad neurológica
  • Mantener o mejorar la movilidad articular
  • Tratar las posibles alteraciones sensitivas
  • Prevenir las restricciones musculares
  • Preservar la funcionalidad del cuerpo
  • Enlentecer el proceso evolutivo de las enfermedades degenerativas
  • Reeducar las actividades de la vida diaria

El objetivo  general  y al que siempre nos queremos dirigir con cualquier tipo de intervención, es  mejorar la calidad de vida.

La Asociación Española de Fisioterapeutas (A.E.F.) en 1987 definió la fisioterapia como: “ el conjunto de métodos, actuaciones y técnicas que, mediante la aplicación de medios físicos, curan, previenen, recuperan y adaptan a personas afectadas de disfunciones somáticas o a las que se desea mantener en un nivel adecuado de salud".

Por lo que debemos tener en cuenta que la fisioterapia no solo es tratar una patología o un síntoma, es prevenir y mantener el cuerpo en el mejor estado de salud. Nosotros con nuestros pacientes neurológicos hacemos un trabajo de mantenimiento de sus facultades, los acompañamos a lo largo del tiempo para enlentecer  el progreso inevitable de su enfermedad y vamos dando pautas tanto a pacientes como a familiares y cuidadores; avanzamos juntos.

No debemos olvidarnos de una parte esencial en la vida de estos pacientes, la familia y los cuidadores. El cuidador, que es la persona que más horas pasa con el paciente y el que posiblemente mejor lo conoce, estará más seguro y preparado si tiene algunos conceptos básicos, referentes a:

  • Prevención
  • Higiene postural
  • Movilización del paciente
  • Nociones básicas sobre la lesión o enfermedad

También es parte de nuestro trabajo aconsejar y enseñar a familiares y cuidadores para colaborar en el buen manejo del paciente, para prevenir posibles problemas no solo en el paciente sino en sus cuidadores, que deben estar en las mejores condiciones físicas.

Por supuesto, queremos recalcar, que para cualquier paciente con alguna enfermedad neurológica lo ideal es hacer un trabajo multidisciplinar, con los neuropsicologos, logopedas, terapeutas ocupacionales, neurólogos, etc ; para poder abordar todas las posibles alteraciones que tenga el paciente.

Si tienes alguna enfermedad neurológica o alguien cercano a ti la tiene, no dudéis en poneros en contacto con nosotros. Somos profesionales especializados y con gran experiencia.  Pide tu CITA PREVIA en el 958262362.